Licencia psicologica por estrés laboral y síndrome de Burnout

El estrés laboral es la enfermedad más común por causa de baja o licencias psicológica laborales.

Se trata de un fenómeno central cada vez más frecuente, que está aumentando en las sociedades occidentales debido los cambios en el tipo de trabajo, y por la inestabilidad del mercado laboral.

Es uno de los daños laborales más importantes en la actualidad, tanto para el individuo (por la incapacidad asociada) como para la organización, no solo por la gran cantidad de casos y personas damnificadas, sino también, por los gastos que origina.

Que provoca el estrés?

Habitualmente estamos en equilibrio con el medio, cuando este se quiebra aparece un estado especial: el estrés.

Es decir, las situaciones que provocan estrés tienen 2 elementos en común:

  1. Es una situación que percibimos como peligrosa.
  2. Dado ese peligro evaluamos las posibilidades de resolver con éxito esa situación.

El stress, permite la supervivencia, dado que frente a situaciones complicadas o perturbadoras nos ayudará a la activación de una serie de mecanismos que preparan a nuestro cuerpo para la lucha o la huida según la evaluación que hagamos de la situación peligrosa.

Entonces, el estrés se presenta bajo dos formas dependiendo de cómo vivencie la persona el acontecimiento perturbador:

Tipos de estrés

Existen 2 tipos de estrés:

EUSTRESS o “buen Stress”

(desafío placentero, excitante, divertido)

Es la forma positiva de estrés denominada eustress (la persona pone en juego sus recursos y se entra en acción)

A su vez, este tipo de estrés tiene 3 subtipos:

INSUFICIENTE EUSTRESS

Estimulación inferior a los mínimos requerimientos para una vida interesante y divertida.

No hay crecimiento personal en destrezas, rendimiento físico o intelectual.

Ej.: Jubilación inactiva – Trabajos cómodos, repetitivos y aburridos – Seguridad económica y social excesivas (“Jaula de Oro”)

MÁRGENES ÓPTIMOS DE EUSTRESS

Se mantienen dentro de límites fisiológicos del organismo.

Ej: tareas o deportes interesantes, desafíos para la propia capacidad. Creación artística, descubrimientos científicos, entrenamiento deportivo, viajes, cambios dentro de límites tolerables. La capacitación y el entrenamiento, así como una óptima salud mental, permiten creciente tolerancia de estímulos exigentes sin deterioro físico o mental.

EXCESIVO EUSTRESS

Actividades placenteras interesantes o excitantes pero agotadoras o peligrosas

Ej.: trabajo excesivo, deportes riesgosos, drogas estimulantes, sadismo, cambios excesivos.

DISTRÉS o “mal stress”

(displacentero, tensionante, agresivo)

Una forma negativa de stress llamada distress (la persona entre en un estado de parálisis e indefensión)

A su vez, este tipo de estrés tiene 3 subtipos:

BAJO DISTRESS

La estimulación o exigencia es escasa o muy simple, en contextos desagradables.

DISTRESS TOLERABLE

Situaciones y estímulos displacenteros, tareas superiores a la capacidad, plazos insuficientes, ambientes sociales tóxicos(persecutorios, extremadamente competitivos ), roles ambiguos.

Autoritarismo. Esfuerzos y enfermedades a las cuales el organismo logra adaptación, al menos temporaria.

Enfermedades de Adaptación (hipertensión idiopática, disminución de defensas, hiperacidez, afecciones reumáticas, ciertas diabetes). Predisposición a accidentes. Ansiedad, depresión (crónicas).

DISTRESS INTOLERABLE

Conduce a la fase de agotamiento, con infecciones graves ( psicosomáticas: infarto de miocardio, ACV, úlceras); mentales: (psicosis), conductas antisociales (crímenes), muerte por lesiones, temperaturas extremas, etc.

Causas del estrés

Qué situaciones producen Stress Psíquico?

Si bien hay factores que se consideran estresantes en general, es decisiva la apreciación que cada uno tiene de los acontecimientos y de sus posibilidades de salir adelante.

En general, cualquier hecho puede ser generador de estrés según sea la evaluación que haga cada persona (peligro+posibilidades de resolverla).

Es decir, cualquier episodio, hasta el más insignificante provoca diversos grados de stress.

Lo trascendental será generar un estrés acorde con la situación.

Si una persona, a nivel psíquico, evaluó incorrectamente las situaciones podría generar un estrés injustificado para dicha situación, ocasionando un desajuste o desequilibrio psicológico.

Las situaciones potenciales de generar estrés se denominan factores estresantes o estresores

Factores estresantes

Según el reconocido Psiquiatra Kaplan en su libro “Sinopsis de Psiquiatría” existen más de 40 factores psicológicos o acontecimiento vital capaces de producir stress y que afectan al estado físico.

Aquí está la lista de los estresores más comunes:

  1. Muerte del cónyuge
  2. Divorcio
  3. Separación marital, 
  4. Encarcelamiento o ingreso en otra institución
  5. Muerte o duelo de un familiar próximo o amigo íntimo
  6. Lesiones o enfermedades propias graves
  7. Matrimonio
  8. Perder el empleo 
  9. Reconciliación matrimonial
  10. Jubilación
  11. Problemas de salud o cambios en el comportamiento de un familiar.
  12. Embarazo
  13. Problemas sexuales
  14. Incorporación a la familia de un nuevo miembro (por nacimiento, adopción, desplazamiento, etc.)
  15. Cambios importantes en el trabajo (fusiones, reorganizaciones, quiebra, etc.)
  16. Cambios importantes a nivel económico (para peor o para mejor)
  17. Episodios de violencia de genero, agresion intrafamiliar, etc
  18. Cambiar de empleo (participar de evaluaciones o examen psicotecnico laboral)
  19. Cambios en la cantidad de discusiones con el cónyuge (o muchas más o muchas menos de las normales en lo referente a la crianza de los hijos, hábitos personales, etc.)
  20. Pedir una hipoteca de más de 10.000 dólares (por la compra de una vivienda o por un negocio)
  21. Hacer efectiva una hipoteca o un préstamo.
  22. Cambios importantes en las responsabilidades laborales (promoción, destitución u otros cambios)
  23. Un hijo o una hija abandonan el hogar (por matrimonio, por ingreso en la universidad)
  24. Problemas con la ley (violencia familiar, actos delictivos, etc)
  25. Logros personales excepcionales
  26. La esposa inicia un trabajo fuera del hogar o si lo tenía es despedida
  27. Se inicia un proceso de orientación vocacional o se termina el ciclo de escolarización
  28. Cambios importantes en las condiciones de vida (se construye una casa nueva, se remodela la antigua, se deteriora o se deteriora el barrio)
  29. Revisión de los hábitos personales (asociaciones, etc.)
  30. Problemas con el jefe o acoso laboral
  31. Cambios importantes en los horarios o condiciones laborales
  32. Cambios de residencia
  33. Cambio a una escuela nueva
  34. Cambios importantes en la forma de divertirse o frecuencia de estas actividades
  35. Cambios importantes en las actividades religiosas (mucho más o mucho menos de lo habitual, por ejemplo, brote psicotico con delirio mistico)
  36. Cambios importantes en las actividades sociales (clubes, bailes, cines, visitas de amigos)
  37. Pedir una hipoteca de menos de 10.000 dólares para comprar un coche, un televisor, un refrigerador, etc.)
  38. Cambios importantes en los hábitos de sueño (muchas horas más o menos de lo habitual o cambios en el momento del día en que se está despierto)
  39. Cambios importantes en el número de reuniones familiares (muchas más o menos de lo habitual)
  40. Cambios importantes en los hábitos alimentarios (se come mucho más o mucho menos de lo habitual a horas muy diferentes o en condiciones muy diferentes)
  41. Vacaciones
  42. Navidades
  43. Infracciones menores de la ley (multas de tránsito, alteraciones del orden público, etc.)

Como se puede notar, los factores estresantes, también pueden ser agradables o gratificantes en un momento determinado.

Tratamiento: que hacer y cómo controlar los estresores?

La forma de evitar o controlar el Stress Psíquico, es encontrar una manera efectiva para descargar o redirigir las tensiones liberadas.

Por ejemplo la práctica deportiva o ejercicios de relajación o yoga.

Si estos métodos no son efectivos, o si aparecen trastornos psicosomáticos o psíquicos, deberá recurrirse a psicoterapia focalizada y/o tratamiento medicamentoso, según cada caso, para devolver a la persona la calidad de vida que merece tener.

Burn out y estrés laboral

El síndrome de burnout es consecuencia de una situación de estrés laboral crónico.

Burnout es un término anglosajón cuya traducción más próxima y coloquial sería “estar quemado”, desgastado y sin ilusión por el trabajo.

Quienes padecen este síndrome a causa del stress laboral experimentan la sensación de encontrarse agotados emocionalmente, adoptan una actitud cínica o distante frente al trabajo, y tienen la sensación de ser ineficaces y de no hacer adecuadamente las tareas.

Síntomas y consecuencias: influencia en el trabajo

El síndrome de burnout tiene consecuencias muy negativas tanto para el sujeto que lo padece como para la organización en la que desempeña su rol profesional.

En el individuo

Este tipo de cuadro afecta la salud física y/o mental, siendo oportuno solicitar una licencia psicológica por estrés laboral debido al padecimiento de los siguientes síntomas:

TRASTORNOS PSICOSOMÁTICOS

Como alteraciones cardiorrespiratorias, jaquecas, gastritis, úlceras, insomnio, mareos, etc

TRASTORNOS PSICOPATOLÓGICOS

Como ansiedad, obsesión-compulsión, sensibilidad interpersonal, depresión, hostilidad, ideación paranoide, alcoholismo y adicciones.

En la organización

En la empresa puede generar infinidad de trastornos dando lugar a una grave reducción del rendimiento profesional, a un deterioro de la calidad asistencial o del servicio, rotaciones excesivas (baja y alta permanente), absentismo de horas y días e incluso abandono del puesto por parte de la persona luego de no poder cumplir sus tareas.

Así pues, se trata de uno de los problemas más graves que afectan al mundo laboral, con enormes consecuencias personales, institucionales (tribunal, justicia, etc), económicas y sociales.

Causas de estrés laboral

Este síndrome conlleva posibles consecuencias a nivel personal, familiar, institucionales, económicas y sociales, por ello es tan importante la detección de los efectos sufridos y el abordaje emocional apropiado de los síntomas.

Burnout o el stress laboral es un mismo síndrome con tres formas clínicas de manifestación

La manera de afrontar los sentimientos de frustración generados por la sobrecarga y la percepción de falta de reconocimiento en el trabajo, puede dar lugar a diferentes manifestaciones del síndrome.

Trabajo frenético

El tipo de burnout “frenético” es una categoría de sujetos que trabajan cada vez más duro hasta el agotamiento, buscando éxitos a la altura de la tensión ocasionada por sus esfuerzos y se caracterizan por una implicación excesiva, grandes ambiciones y por la sensación de abandono de la vida personal y de la salud en el trabajo.

Depresión, fatiga o falta de motivación y desafíos

El subtipo de burnout “sin-desafíos” lo conforman aquellos trabajadores que se encuentran insuficientemente tratados, puesto que han de afrontar condiciones laborales poco estimulantes que no proporcionan la satisfacción necesaria, y se caracterizan por su indiferencia, aburrimiento y falta de desarrollo personal en el puesto de trabajo.

Trabajador desgastado

El burnout “desgastado” está formado por sujetos que evidencian cansancio y se rinden frente al estrés o la ausencia de gratificación

Se caracterizan por sentimientos de falta de control sobre los resultados y falta de reconocimiento de los esfuerzos (despersonalización), así como por la negligencia y desatención de las responsabilidades.

Licencia médica por estrés laboral

Como pedir licencia por estres?

A partir del diagnóstico del estréss laboral el especialista podrá otorgar un certificado psicológico que justifique la licencia laboral del empleado.

Quien lo diagnostica?

Solo un Psicologo especializado maneja herramientas y diversos tipos de test psicológicos de apoyo para el diagnóstico de afecciones psíquicas que sufren los empleados.

Además sólo el Psicologo puede realizar una diferenciación en el subtipo del síndrome que padece el paciente y ofrece un itinerario de terapia médica específica para que el psicoterapeuta (psicologo o psiquiatra) emitan los certificados médicos legales a la empresa o a la aseguradora de riesgos de trabajo (ART) a fin de justificar las afecciones emocionales y el reposo del paciente.

Según la OIT y la OMS el estrés en el trabajo es la segunda causa de licencia médica a nivel mundial

Afecta a millones de trabajadores y supone un coste en gastos sanitarios de cientos de millones de dólares al año, sin contar la pérdida de productividad que ocasiona.

El 45% de los trabajadores experimentan irregularidades en su trabajo, situaciones de mobbing y altos niveles de estrés en su puesto.

Un 60% de las bajas laborales producidas en Argentina están relacionadas con el estrés laboral (muchas de ellas en juicio).

Las investigaciones médicas y psicológicas muestran tasas de prevalencia del burnout que oscilan entre un 10% y un 50% de los trabajadores, variando según la profesión investigada, la población y los instrumentos utilizados para su análisis.

En general, por el estudio efectuado, encontramos un cambio debido a mayores tasas de afectados por el síndrome en ocupaciones de tipo asistencial o de servicios, como la sanidad o la educación.